jueves, 2 de diciembre de 2010

lunes, 22 de noviembre de 2010

Santa Fe aluvional

Hasta 1880, a través de las políticas de poblamiento, se intentó promover la agricultura, la ganadería y la red de transportes, para luego industrializar el país.
Dentro de la heterogeneidad de la corriente inmigratoria, casi la mitad provenía de Italia, especialmente del sur, y una tercera parte de España pero también llegaron de muchos otros países.
Luego de 1880, comenzó la segunda etapa. A partir de aquí se buscó mano de obra para una producción agrícolo–ganadera masiva.
La fundación de la colonia Esperanza iniciaría un proceso de notable crecimiento poblacional y económico que tendría su centro en la provincia de Santa Fe.
A la provincia de Santa Fe comenzaron a arribar los primeros colonos que luego se dirigirían a poblar otras provincias como Córdoba o la zona límite entre las provincias de Santa Fe y Buenos Aires
El movimiento portuario generó importante beneficios económicos que junto a otros factores, ayudaron al incremento de la expansión agricola al sur de Santa Fe, e incidieron en que Rosario se constituyera en un polo de atracción masiva de migración de argentinos y extranjeros. El ferrocarril se fue extendiendo, llegando en 1866 a Cañada de Gómez y en 1870 a Córdoba, convirtiéndose en clave de la pampa húmeda y haciendo de Rosario una ciudad “gringa”.

Recuperamos de nuestros hogares historias u objetos de valor sentimental que cada familia atesora porque nos recuerdan a nuestros ancestros.

Reloj de bisabuelo polaco
¿Quíen más tiene un recuerdo inolvidable de sus ancestros?

jueves, 7 de octubre de 2010

martes, 28 de septiembre de 2010

Obtención de pigmentos










Verduras: Dime tu color y te diré que aportas.

Cada color aporta diferentes vitaminas:

Verduras verdes: son las que menos calorías aportan, así que son las más indicadas en las dietas de adelgazamiento y manutención del peso correcto; poseen riqueza de vitamina A, C, complejo B, E y K. También tienen minerales como el calcio y hierro, y son ricas en fibras. Dejan un residuo alcalino en el organismo.

Verduras amarillas: Son verduras ricas en caroteno, una sustancia que favorece a la formación de la vitamina A. Verduras anaranjadas: Ricas en Vitamina A y C.

Verduras blancas: Son ricas en vitamina C, y vitaminas de complejo B; estas verduras previenen los problemas cardiacos.

Verduras rojas: verduras protectoras del corazón y preventivas del cáncer.

Verduras violetas: son antioxidantes, ayudan a nuestra mente y memoria.